Esta medida regirá a pesar de las declaraciones en el día de ayer por parte de la Ministra de Educación, Analia Cubino, de que no se iban a suspender las clases presenciales. Durante este viernes, fuentes del Ejecutivo adelantaron que se suspenderán las clases presenciales hasta el 30 de Mayo.


se suspenderán las clases presenciales hasta el 30 de Mayo

Mientras tanto, todavía resta por definir cómo se aplicarán las nuevas restricciones en la Provincia y la publicación en el Boletín Oficial del Decreto para saber todos los términos y condiciones del confinamiento, a fin de iniciar la reunión que definirá la situación de Tierra del Fuego por los próximos días.

Por el momento, ninguna de las medidas anunciadas anoche por el presidente Fernandez están oficializadas. Se aguarda el decreto presidencial que marcará la pauta a seguir por el Gobierno Provincial que, adecuado a la realidad hospitalaria provincial, consideraba no necesario el confinamiento.

El punto es que el decreto, a diferencia de anteriores oportunidades, no invitará a las provincias a adherir, sino que impondrá las condiciones sanitarias restrictivas que serán de obligatoria aplicación en cada distrito provincial.

Ello significaría el cese de las clases presenciales, así como el cierre de actividades comerciales, no indispensables, encuentros sociales, actos institucionales y actividades deportivas.

En cuanto a la administración pública, se restringiría su funcionamiento a áreas esenciales y la actividad industrial resulta una incógnita, respecto de un funcionamiento que podría llegar a ser parcializada.

Todo ello supeditado a lo que resuelva el COE a partir de contar con la herramienta legislativa nacional.

“Estamos esperando el DNU para ver qué podemos modificar y así no afectar el sector privado, pero hay cosas que sí vamos a restringir, como las clases”, confirmaron desde el Gobierno.

Cabe recordar que, si bien desde un primer momento los especialistas indican que las escuelas son un entorno cuidado y en el que se respetan los protocolos, también estos coinciden que uno de los problemas es que el dictado de clases presenciales genera un movimiento de al menos unas 50 mil personas por día en la provincia de Tierra del Fuego. De esta forma, el Ejecutivo Provincial garantiza dar cumplimiento a uno de los pedidos más reiterados por parte del Presidente: reducir la circulación.

Comentarios