Se trata del programa "Desarrollando Emprendedores" destinado a financiar proyectos de jóvenes que se encuentren actualmente desempleados o en situación de precariedad laboral. La iniciativa busca favorecer "la inserción laboral, innovación y la productividad".


Programa de Promoción del Empleo Joven

A través del Decreto N° 1807, el Gobierno creó el Programa de Promoción del Empleo Joven “Desarrollando Emprendedores”, orientado a “generar oportunidades de inserción social y laboral” para jóvenes entre 18 y 24 años de edad que se encuentran desempleados o en situación de precariedad laboral y que esperan llevar adelante su propio emprendimiento “como respuesta a la inserción laboral, innovación y la productividad”.

La iniciativa, que lleva la firma del gobernador Gustavo Melella, establece que “la innovación, la productividad y el emprendimiento deben ser objetivos prioritarios de la política económica de la Provincia, siendo necesario para su consecución ampliar la presencia y visibilidad del emprendimiento social”.

“El programa tiene como objetivo involucrar a los jóvenes mediante su incorporación en actividades productivas individuales o colectivas que les permitan consolidar saberes propios y/o ampliar conocimientos, aptitudes y habilidades, realizando prácticas formativas calificantes, con el propósito de lograr su desarrollo en el campo laboral elegido, iniciando una actividad productiva de manera independiente”, señala el decreto.

Y agrega: “Para su consecución resulta necesario reglamentar los alcances e instrumentos operativos de los procesos formativos, tendientes a promocionar las potencialidades del joven emprendedor, articulando políticas públicas, con la participación de los actores socio-productivos de nivel local, en concordancia a las realidades socio-económicas de la Provincia”.

El programa será implementado por la Secretaría de Empleo y Formación Laboral, dependiente del Ministerio de Trabajo y Empleo, y por la Secretaría de Desarrollo e Inversiones que depende de la Jefatura de Gabinete, por lo que ambos ministerios facilitarán los recursos técnicos, económicos y financieros para su puesta en marcha.

Asimismo, la iniciativa autoriza la designación de capacitadores en oficios y/o disciplinas de diversas índoles y el cupo de beneficiarios dependerá de las partidas presupuestarias que se asignen.

Del mismo modo, el Gobierno estableció que el programa se extienda “hasta tanto persista la emergencia sanitaria” por la pandemia, aunque podría ser prorrogado “atendiendo a la evolución de la situación sanitaria y la vulnerabilidad social que así lo requiera”.

Capacitaciones y subsidios

El programa establece que se ofrecerán “acciones de formación y práctica calificante, que permitirán a los jóvenes participantes desarrollar capacidades y adquirir nuevas competencias, facilitando tanto su inserción y permanencia en el mercado laboral, con la generación de emprendimientos productivos y de servicios”, pero además sostiene que otorgará “financiamiento para aquellos proyectos socio-laboralmente viables, mediante la asistencia económica, para la puesta en marcha, completamiento y/o desarrollo, con el acompañamiento y asistencia técnica durante el desarrollo del mismo”.

La propuesta contempla que se otorguen capacitaciones en gestión empresarial para brindar herramientas y conocimientos básicos a los jóvenes que les permitan plantear un plan de negocios y desarrollar una actividad productiva.

Además, se brindará apoyo en la formulación del emprendimiento productivo; asistiendo así a los jóvenes emprendedores en la elaboración y estructuración de su plan de negocios, a cargo de los docentes formadores.

Por otra parte, se ofrecerá acompañamiento en la implementación del emprendimiento productivo, buscando que sea sustentable en tperminos económicos, brindando así tutorías destinadas a fortalecer las capacidades productivas, de comercialización y de gestión del emprendimiento.

Finalmente, el programa otorgará una asistencia económica para los proyectos seleccionados -subsidios no reembolsables- para la formación del capital inicial necesario para la puesta en marcha del emprendimiento productivo o bien para su desarrollo y/o culminación.

Requisitos

Según establece el decreto, los jóvenes de 18 a 24 años interesados en participar del programa deben cumplir una serie de requisitos:

– Residir legalmente en la Provincia de Tierra del Fuego, al menos durante el año inmediatamente anterior a la fecha de la presentación de la solicitud;

– Tener entre 18 y 24 años de edad inclusive al momento de inscribirse;

– Encontrarse desempleado a la fecha de inscripción en el Programa, y acreditar esa condición hasta la eventual adjudicación del beneficio. En caso de contar con un empleo no registrado e informal, deberá denunciar y acreditar la actividad desempeñada y los ingresos que perciba, que en ningún caso podrá superar el importe establecido como “Salario Mínimo,Vital y Móvil”.

– Podrán ser beneficiarios del Programa, las personas que perciban pensiones por discapacidad, cuyo importe no supere al establecido como “Salario, Mínimo, Vital y Móvil”, siempre que la naturaleza de la discapacidad no le impida la elaboración y ejecución del proyecto en caso de resultar beneficiario.

– Cumplimentar una declaración jurada para el ingreso al Programa.

– Presentar un anteproyecto socio-productivo que considere el motor para el desarrollo de su economía y medio de inserción o posicionamiento en el campo laboral. En caso de tratarse de proyectos declarados/registrados, deberá presentarse toda la documentación certificada obrante, relacionada al mismo para su evaluación. Para el caso de ser dos (2) o más personas, los autores del proyecto de emprendimiento presentado, deberán denunciar esa situación y declarar a todos sus integrantes, debiendo el equipo realizar en conjunto el proceso formativo.

¿Quiénes no podrán ser incorporados al Programa?

Gobierno aclaró que no podrán ser tenidas en cuenta las personas que:

– Perciban jubilaciones, pensiones u otros beneficios sociales

– Se encuentren incorporados en algún otro programa de similares características de organismos nacionales, provinciales o municipales;

– Los extranjeros sin residencia permanente en la Provincia;

– Quienes tengan relación matrimonial, de convivencia en aparte matrimonio, sean hijos o tengan parentesco hasta el segundo grado por consanguinidad con funcionarios de la Provincia.

Los proyectos con prioridad

Según el decreto, se dará prioridad “a los proyectos que respondan o guarden correspondencia con la demanda del mercado laboral y matriz productiva de la Provincia”, por lo que una Comisión Evaluadora elaborará un informe técnico en el que dará a conocer la nómina de los proyectos seleccionados, que luego deberán ser definidos por los ministerios de Trabajo y de Gabinete.

Por último, desde el Ejecutivo remarcaron que la adhesión a este nuevo programa “no constituirá vínculo laboral alguno con la Provincia, ni generará expectativa o promesa para ser contrato o designado como personal de planta permanente o transitoria, ni como consultores o asesores por honorarios, como de ninguna otra modalidad contractual”.

Comentarios