El Juez de Instrucción Nro 2 del Distrito Judicial Norte -quien es investigado por cobro de sentencias-, Raúl Sahade, y que actualmente tiene la causa 32.723 contra el gobernador Melella, donde se investigan presuntos hechos de índole sexual, emitió una resolución referida al expediente que se remonta a 2018.


Juez ordenó una pericia psiquiátrica a Melella

La causa donde tres obreros de la construcción denunciaron al actual gobernador de Tierra del Fuego, Gustavo Melella, por presunto “abuso sexual coactivo” cuando ejercía el cargo de intendente de la ciudad de Río Grande, fijó fecha de audiencia para las declaraciones testimoniales de los denunciantes y dispone que el demandado se realice una pericia psiquiátrica.

En su momento, el abogado de los denunciantes Francisco Giménez denunció que el titular del Juzgado de Instrucción Nº 2 de Río Grande era “parcial” en el tratamiento del caso y destacó en la prensa que el magistrado “protegía” al gobernador.

El Juez Sahade ayer firmó los escritos que establecen que los denunciantes deberán comparecer en las siguientes fechas: Damián Rivas deberá prestar declaración testimonial el día 12 de abril de 2021; Jerónimo Alfredo Suasnabar, el día miércoles 14 de abril 2021; y Mario Lovera, el día viernes 16 de abril de 2021. Todos a las 11:00 de la mañana y cumpliendo estrictamente las medidas de profilaxis ante el COVID.

En párrafo aparte, el magistrado dispone “practíquese peritaje psiquiátrico sobre el imputado Gustavo Adrián Melella, tendiente a determinar la estructura de su personalidad, si presenta patología de índole sexual, y/o síntomas de perversión en términos psicopatológicos compatibles con los hechos denunciados, así como indicadores de desajustes o desviaciones de la libido y/o en el área de la sexualidad”.

Sahade agrega también que “el perito psiquiatra deberá determinar el estado de salud mental del nombrado, su estructura de personalidad, es decir, si presenta indicios de personalidad psicopática, perversa, sádica impulsividad, violencia, si es peligroso para sí o para terceros y si se encuentra en condiciones de comprender la criminalidad de sus actos y dirigir sus acciones y/o por cualquier dato que pueda resultar de interés para la presente causa”.

El Juez Sahade activó la causa justo en el momento en que el juez de instrucción 1 de la ciudad de Río Grande, Daniel Cesari Hernández, ordenó realizar una pericia informática sobre el teléfono celular y la computadora del juez de instrucción Raúl Sahade, y también dispuso analizar las cuentas bancarias del magistrado, en la causa penal donde lo investigan por el presunto cobro de fallos y el arreglo de causas de su juzgado, confirmaron fuentes judiciales.

Comentarios