Otra vez los bancarios piden a la Legislatura que se cambie el horario de atención al público de 08:00 a 13:00 en Tierra del Fuego. Recordemos que hace unos años se presento el proyecto para el cambio de horario. Hoy miércoles se tratará en la reunión parlamentaria, y en caso de contar con el aval de los legisladores, se trataría en la próxima sesión. Originalmente habían manifestado que el cambio era por falta de sol para los empleados, ahora es por la pandemia ya que los trámites se pueden hacer online.


Bancarios piden otra vez cambiar el horario de atención

Nuevamente desde la Asociación Bancaria de Tierra del Fuego se presentó una nota solicitando a los legisladores que traten un proyecto que establezca que el horario de atención al público en las entidades bancarias y financieras sea de 08:00 a 13:00, en lugar del de 10:00 a 15:00 que rige en la actualidad en Tierra del Fuego. Hace 5 años atrás, la entidad gremial ya había impulsado el tema y logrado que la Legislatura lo aprobara por unanimidad.

El posterior veto del Ejecutivo, no insistido por los parlamentarios, frustró la aspiración sindical que en ese momento había argumentado que el pedido del cambio de horario era para evitar daños psicológicos entre los empleados bancarios.

En 2017 la Bancaria insistió ante el Parlamento con el cambio de horario de atención al público, pero en esa oportunidad el tema no pasó siquiera la instancia de análisis en comisión. A pesar de ello, reiteraron esta solicitud que históricamente ha cosechado un cerrado rechazo de parte de la mayoría de las cámaras empresarias de la Provincia.

El 2015, la Bancaria defendía el cambio de horario argumentando que “sólo dos provincias (la nuestra y la de Buenos Aires) y dos distritos municipales (Ciudad Autónoma de Buenos Aires y Rosario) continúan manteniendo el horario laboral establecido por el último Gobierno de Facto” de 10:00 a 15:00 para la atención al público, y que “la experiencia diaria nos indica que resulta habitual y notable que los clientes manifiesten la necesidad de que los bancos inicien sus actividades más temprano”.

Ya por aquel entonces sostenían que “la tendencia de las entidades financieras apunta a la bancarización tecnológica de sus clientes sin su presencia física en las casas bancarias (…) en consecuencia, los trámites y transacciones que los clientes deben realizar personalmente en el ámbito de sus entidades bancarias se han reducido sensiblemente”.

Comentarios