Se conoció que se presentaron en total 9 denuncias por violación a la Ley de Maltrato Animal, daños y perjuicios y la existencia de un criadero clandestino. Es por el ataque de perros pitbulls a otros canes, los cuales son descuartizados, según se observa en un video del barrio Las Raíces que se viralizó en las redes sociales.


Una decena de vecinos se presentaron ayer en el Juzgado de Ushuaia acompañados por representantes de la protectora Amigos del Reino Animal Fueguino (ARAF), donde realizaron sendas denuncias penales en contra de una pareja que reside en la zona alta y que tiene perros pitbull que han protagonizado una matanza masiva de otros canes del vecindario.

Rosana Vélez junto a la abogada integrante del Instituto de Derecho Animal del Colegio de Abogados de Ushuaia y miembro de Afada (Asociación de Funcionarios y Abogados por los Derechos de los Animales), Griselda Engelhard, acompañaron a los vecinos y le brindaron el asesoramiento legal pertinente.

La abogada Engelhard señaló que “actuamos en el asesoramiento legal de los damnificados por esta situación, los dueños de los perros que fallecieron o quedaron heridos para que se aplique la sanción legal que corresponde a los propietarios de los tres pitbulls; porque el responsable de un perro es el dueño”.

La letrada indicó que “estos perros han estado viviendo en un medio disfuncional, tal como se muestra en los videos que se viralizaron en redes sociales, con la carga de contexto y entorno que llevan han hecho esta masacre”. Por eso detalló que las denuncias penales son hacia un hombre y una mujer por los presuntos delitos “por maltrato animal y daños y perjuicios”.

“El punto principal es sancionar a los dueños para que comprendan que esta no es forma de tener un perro y que genera consecuencias lamentables” y si bien dijo entender “que todo el mundo puede cometer un error, lo importante es cómo actúa uno después, qué actitud toma y si asume su responsabilidad”, remarcó Engelhard. “No buscamos venganza, se trata de tomar conciencia de que tener un animal es incorporar un integrante a la familia. Debe ser un acto de responsabilidad hacia el animal y quienes lo rodean”.

Por su parte la representante de ARAF, Rosana Vélez, indicó que “no queremos demonizar bajo ningún punto de vista la raza pitbull porque sabemos que el comportamiento y temperamento de cada animal depende en un 30 por ciento de la herencia genética y el 70 por ciento de la educación y el entorno que le da el dueño”, sostuvo.

No obstante explicó que se vieron obligados a actuar debido a que los perros estaban sueltos y han hecho estragos en el barrio atacando a otros canes. “Sí era muy peligroso en este caso, era el contexto de educación, el ambiente violento en que vivían estos animales” y agregó que “lo que queremos es que los dueños asuman la responsabilidad que les toca”, dijo.

Finalmente se conoció que se presentaron en total 9 denuncias por violación a la Ley de Maltrato Animal; daños y perjuicios y la existencia de un criadero clandestino.

Comentarios