Emotivo, inolvidable e histórico. De la angustia, soledad y resignación de junio de 1982, cuando dejó sus pertenencias en la rendición en Puerto Argentino, al lo que vivió hace pocos días y que se resume en esta sencilla pero potente frase de su protagonista: "Esto es una caricia que la vida le dio a mi corazón". Un video que te muestra dos grandes momentos relacionados con Malvinas.


Junio de 1982, Puerto Argentino. Alejandro Gorzelany era un soldado del Grupo de Artillería de Defensa Antiaérea 101 (GADA 101) que le tocó vivir la rendición de las tropas argentinas en Malvinas. Entré sus pertenencias, entre ellos, el casco.

Octubre de 2018. Edward Goodart es coleccionista. Y también fue a la guerra. Adquirió un casco que llevaba grabado el nombre de Alejandro Gorzelany. Lo contactó en julio por las redes sociales y le comunicó la novedad. Hace una semana se encontraron los dos.

“Dios ha creado un lazo de amistad entre nosotros, entre nuestras familias y nuestros países. En honor y recuerdo de muchos amigos valientes que cayeron y no regresaron en 1982. Su buen amigo y hermano. Edward Goodart, ex combatiente”.

Este párrafo lo dice todo y no hace falta más que agregar para completar esta historia de vida. El encuentro entre Alejandro y Edward fue hace una semana, en Gran Bretaña, y así fue el momento exacto en que el coleccionista le hizo la entrega del casco al veterano de Malvinas.

“La verdad que esto es una caricia que la vida le dio a mi corazón”, escribió a Alejandro la semana pasada, minutos después del encuentro en tierra británica con Edward.

¿Cómo fue este emotivo encuentro? Mirá el video:

Comentarios