La madre de uno de los jóvenes imputados por “instigación al delito” por lo supuestos intentos de saqueo al Supermercado La Anónima habló de la situación de su hijo de 18 años y aseguró que “él me dijo que hizo una broma de mal gusto, hoy lo recapacita y está triste porque nunca pensó lo que iba a pasar y hasta dónde iba a llegar” y pidió que “dejen de decir que forma parte de una banda peligrosa porque no es verdad”.


Carolina Vázquez es la madre Estéfano de 18 años, uno de los tres jóvenes imputados por “instigación al delito” en la causa iniciada en Ushuaia ante los presuntos intentos de saqueos a un supermercado. La mujer aseguró que “fue una broma de mal gusto” de su hijo y pidió que “dejen de decir que forma parte de una banda peligrosa”.

En declaraciones a Fm Aire Libre expresó que “es algo grave lo que hizo, yo hablo solo por mi hijo, lo que quiero aclarar es que el no pertenece a ninguna banda peligrosa como ha dicho un comisario, yo lo invito a que lo cite y lo entreviste él mismo”.

“Yo lo acompañé el día que a él lo agarran, le sacan el celular en una persecución total, dieron su nombre, apellido y dirección de donde él vive. Hoy él ya no puede ir a estudiar porque se armó esto socialmente, se agrandó mucho en las redes sociales”, señaló.

Carolina sostuvo que hablando con su hijo “él me dijo que ha hecho una broma de mal gusto, que hoy lo recapacita y está triste porque nunca pensó lo que iba a pasar y hasta dónde iba a llegar, hizo una broma “saqueemos a la Anónima” donde la gente se empezó a prender y él se asustó y no supo que hacer y lo dejó ahí”, indicó.

“Hasta a mí me llegó por un grupo el tema del saqueo a la Anónima y yo nunca me percaté que era mi hijo el que estaba haciendo esta broma, hoy él se siente mal y triste porque lo están tratando como un delincuente, su foto salió en todos lados, no resguardaron eso, la Policía estuvo mal de filtrar muchas cosas”, sumó.

La madre añadió que “mi hijo declaró que era una broma y la Policía sigue insistiendo que es una banda peligrosa, y yo les aseguro que no es ningún chico peligroso y los invito a que lo conozcan”.

“Él va a tener su castigo porque lo que hizo no se hace, es un delito, pero como no lo supo manejar, si hubiera pasado algo de verdad no sabemos qué pasaría, fue algo feo y hoy su castigo lo tiene porque está encerrado en la casa sin poder salir ni a estudiar”, remarcó.

El Ministerio Público Fiscal imputó al joven de 18 años y otros dos de 22, quienes administraban un grupo de WhatsAap denominado “Saqueo ANONIMA (inflación)”, por haber instigado públicamente a terceros a cometer delitos.

Los jóvenes que quedaron imputados son Estéfano Nahuel Arenal, Mauro Ezequiel Straface y Álvaro Arturo González Visciglino.

Comentarios