La 32º edición de la tradicional Marchablanca y la 8º edición de Ushuaia Loppet, ambas carreras Worldloppet, reunieron el domingo a más de 250 deportistas del esquí de fondo en una jornada donde la nieve y los paisajes del Valle de Tierra Mayor brindaron un escenario único en el Fin del Mundo.


Inmersos en un ambiente celestial donde el sol iluminaba, todo estaba dispuesto para una nueva versión de la apertura oficial Worldloppet 2018/19, desde el Fin del Mundo ni más ni menos.

Esta octava edición se sintió acobijada por una fría helada y caída de nieve durante la noche previa, que dejó el trazado en óptimas condiciones para el desarrollo de la modalidad clásica.

Para los 50 kilómetros, Federico Cichero asomaba como el gran candidato y ratificó las credenciales sacando una diferencia abrumadora sobre sus escoltas quienes iban a defender el potencial europeo. Hablamos de Avo Kilsipuu y Madis Torim quienes completaron el podio representando a Estonia.

Entre las damas también llegaría la alegría desde Estonia con Tiina Voogne, perseguida por la local Claudia Herlein y la húngara Erika Vaszilejvics.

Zuloaga marcó el ritmo en Marchablanca

La 32° edición de la tradicional competencia que reúne a todos los amantes del esquí de fondo en la provincia aunó más de 250 esquiadores para este año, a la espera de lo que aportará a dicha cifra la Mini Marchablanca el próximo domingo 19.

Desde el campanazo de salida, Zuloaga marcó el ritmo a pesar de abrir ruta y se fue escapando hacia la victoria sin ningún tipo de inconvenientes sobre los 25k de la PiPEF.

Victor Santos (Bra) y Martin Bianchi (Arg) fueron sus escoltas llegando a la línea de sentencia casi en igualdad de condiciones para el sprint decisivo.

María Giro, también local en Tierra Mayor, hizo lo propio entre las mujeres donde marcó tendencia y se impuso repitiendo 2012 -en esa época con menos recorrido (21k)-, seguida de Andrea Bianchi y la internacional Gretchen Lebowitz proveniente de los Estados Unidos.

“Es mi tercera consecutiva, el entrenamiento que venimos haciendo este año es increíble asique seguimos para adelante. Corro en casa, en una pista que todos los días hago, pero había buenos contrincantes”, empezó diciendo Zuloaga a MZL TV, y agregó: “No quería ir adelante porque había caído nieve nueva anoche hasta que en el Cerro Castor y por el Gasoducto pude abrir una ventaja. Me sentí muy cómodo con los esquíes”.

Además de la entrega de la Copa Challenger donada por Luis Argel se llevó a cabo un emotivo reconocimiento a Demetrio “Chueco” Velásquez, quien hacía 15 años no pisaba Ushuaia y ha sido el mentor de una generación gloriosa para nuestra provincia en los ’80, concretando el primer intercambio del CAU con Europa, además de forjar los cimientos de deportistas que luego llegarían a los Juegos Olímpicos.

“No había mejor momento que éste”, enfatizó Valcheff -CEO del evento- en relación al homenaje para Velásquez, antes de dejar en claro que “se vivió una fiesta para todos, con clima ideal, el sol acompañando, excelentes condiciones de pista y la gente que siempre está para dar una mano”.

Cabe resaltar que el próximo domingo se dará continuidad al esquí de fondo con la realización de la Mini Marchablanca la cual cerrará sus inscripciones antes del fin de semana entrante.

Organizada por el Club Andino Ushuaia, el evento cuenta con la compañía de sus sponsors INFUETUR, Secretaria de Deportes de la Provincia, Popper Store, Municipalidad de Ushuaia, Coca Cola, Optitech, Powerade, Tante Sara, Club Argentino del Vino, Sealand, Fundación NEP y Shopping Paseo del Fuego.

Comentarios