Llegarán solo aviones de Austral, con alrededor de 100 plazas menos que Aerolíneas por día; además los vuelos serán solo nocturnos a partir de ese mismo mes, con salidas a las 4 y a las 8 desde Río Grande hacia Aeroparque.


José Heredia, consultor turístico de la ciudad, señaló en que “desde ayer en todos sistemas de reservas y ventas de la compañía aérea de Aerolíneas Argentinas ya han cargado los vuelos de la programación nueva para Río Grande, con todo lo que representa la conectividad aérea para nuestra ciudad es un cambio importante en lo que respecta a las franjas horarias”.

En este sentido consideró que “el Aeropuerto tendrá que transformarse en un Aeropuerto de servicio de atención nocturna porque los dos vuelos diarios van a operar en esa franja operativa: a partir del 2 de julio el primer vuelo va a salir a las 4 de la madrugada y el segundo cerca de las 8 de la mañana”.

“Son vuelos directos que van a salir desde Río Grande y las salidas desde Buenas Aires (tendrán salida y arribo desde Aeroparque) el primero a las 23.45 y el segundo vuelo a las 4 de la madrugada saliendo de Aeroparque”, agregó.

Heredia precisó que “serán esos dos horarios en Aeronaves de Austral que implica también una merma para la oferta de Río Grande porque históricamente la ciudad tuvo la asistencia de los dos vuelos de Aerolíneas, una aeronave Boing 737 500, que es el tipo de aeronave que por la categoría de Aeropuerto puede aterrizar en Río Grande. En ese caso estamos hablando de 140 plazas por avión, es decir que Río Grande tenía una oferta de 280 asientos diarios, la nueva programación reduce esa oferta en casi 100 asientos porque los dos vuelos serían cumplidos con las naves de Austral que tienen 96 plazas cada una”.

Consultado sobre las explicaciones a estos cambios, el consultor indicó que “Aerolíneas está en una etapa de reestructuración importante, lo que busca es reducir su déficit, sabemos que es una empresa que terminamos pagando todos y están haciendo modificaciones”.

“Concretamente lo que buscan son mejores rendimientos y modernización de flota, para el caso de Río Grande, desde hace un tiempo los dos vuelos de Aerolíneas no se venían completando, no porque no haya demanda sino porque la ciudad tiene una fuga de un 30% a 40% de sus pasajeros que son tentados a embarcar en Ushuaia por una lógica de tarifa, Ushuaia tiene una oferta de hasta 10 vuelos por día y la oferta de tarifas es muy ventajosa respecto a la de Río Grande, entonces la gente hace una diferencia en su bolsillo y decide embarcar por Ushuaia”, detalló.

En este orden añadió que “hace tiempo Río Grande no completa los dos Boing 373, por eso Aerolíneas busca enviar este avión más chico a quitarnos una frecuencia y dejar un solo vuelo diario, por eso deciden seguir con dos frecuencias y aviones más pequeños”.

Heredia sin embargo remarcó que los Embraer 190 de Austral “son aviones con una performance ideal para la zona, con multimedia en cada butaca. Los que han volado por Austral saben que son aviones muy amigables, mucho más cómodo, con más distancia entre asiento y asiento, yo en lo personal celebro que venga Austral”, remarcó.

Comentarios